De ruta por Irlanda del Norte, la parte menos conocida de Irlanda

  min - agosto 26, 2022  

Ruta por Irlanda del Norte: ¿por qué elegir este destino?

Irlanda del Norte es la única parte de la verde isla de Irlanda que pertenece al Reino Unido, lo que quiere decir que está bajo el mandato de la reina Isabel II y que la moneda que se utiliza es la libra. Irlanda del Norte es, además, la nación más pequeña del Reino Unido, pero tiene muchísimo que ofrecer: desde un estilo de vida moderno hasta una larga historia pasando por una naturaleza preciosa. En Irlanda del Norte, todo el mundo puede encontrar lo que busca, así que ¡comencemos nuestra ruta por Irlanda del Norte!

Belfast

Lugares imprescindibles en una ruta por Irlanda del Norte

Belfast

Para tu ruta por Irlanda el Norte, lo mejor es empezar en la capital: Belfast. Allí podrás dejarte contagiar por la energía de la ciudad. Con casi 342 000 habitantes es la segunda ciudad más grande de la isla irlandesa, después de Dublín. Además del parlamento de Irlanda del Norte, la ciudad tiene dos universidades: Queen’s University y la University of Ulster. La ciudad cuenta también con un fantástico puerto.

Paseando por el centro de la ciudad, podrás disfrutar de preciosos edificios antiguos como, por ejemplo, el de Queen’s University o Belfast City Hall, el ayuntamiento de la ciudad. En el prado frente al ayuntamiento, puedes hacer un picnic o disfrutar de un picoteo. En todas partes de la ciudad encontrarás pinturas murales que muestran, de una manera crítica, tanto temas políticos como de actualidad en el mundo.

Pubs irlandeses

Por supuesto, también encontrarás, en cada esquina, los típicos pubs irlandeses en los que te sentirás tan a gusto que no verás el momento de irte. Uno de los pubs más famosos de Irlanda del Norte es el mítico The Crown Liquor Saloon, también conocido como The Crown Bar, en la calle Great Victoria Street, frente al conocido Hotel Europa. The Crown tiene su origen en la época victoriana y pertenece hoy en día a la fundación del patrimonio nacional de lugares de interés histórico o de belleza natural del país: the National Trust.

Jardines y museos

Por si fuera poco, Belfast también ofrece jardines cautivadores y museos interesantes. Si tu pasión es la naturaleza, el jardín botánico es ideal para ti. Entre otras cosas, encontrarás en él un jardín de flores inmenso y un invernadero fantástico de la época victoriana con toda clase de plantas tropicales.

Uno de los museos más conocidos y fascinantes es el Titanic Belfast, que trata de la historia y legado del legendario transatlántico. Descubrirás, además, muchas cosas sobre los astilleros de la empresa Harland & Wolff, que se encargó de la construcción del Titanic, y podrás visitar el barco de aprovisionamiento SS Nomadic. Se encuentra en estado original tras haber sido restaurado y una visita te hará sentir como si hicieras un viaje en el tiempo. El Nomadic es el último barco que se mantiene de la exclusiva línea White Star Line.

Historia de Belfast

¿Te gustaría saber más sobre la historia de Belfast en la época de la guerra civil? Entonces debes pasar hora y media en una ruta llamada “Black Cab Tour”. Los conductores son los propios habitantes de Belfast y te explicarán con pasión la historia del país y el trasfondo del conflicto de Irlanda del Norte, los popularmente conocidos como «Troubles» (“problemas”, “conflictos”, en inglés).

Aún hoy en día la situación sigue sin ser tan tranquila y pacífica. Todavía existen restos de los muros que dividen barrios de católicos y protestantes, y de vez en cuando se producen pequeños disturbios. Cada pintura en las paredes de las casas cuenta una historia y el conductor de taxi del Black Cab Tours se las sabe todas. ¡Es definitivamente una experiencia inolvidable!

Carrick-a-rede rope bridge

El puente de cuerdas Carrick-a-Rede Rope Bridge

Si ya has tenido bastante vida urbana, lecciones de historia y el cuerpo te pide un poco de aventura, es el momento de salir a la naturaleza. Carrick-a-Rede es una pequeña isla de roca que fue utilizada antiguamente para la pesca del salmón. Aquí hay muchas especies de aves que utilizan los empinados despeñaderos para anidar.

La isla es una conocida atracción turística y el motivo principal es el puente colgante y que, con una longitud de veinte metros, une el estrecho situado entre tierra firme y el islote. La idea original fue de los pescadores, quienes, viendo la dificultad para llegar en barco, crearon ese puente en la zona hace 350 años.

De media,  cada año 250 000 turistas visitan  Carrick-a-Rede y disfrutan de las vistas. ¡En días claros, incluso puedes llegar a ver Escocia! Eso sí, ¡avisado estás! El puente colgante no es ideal para aquellos que no son muy amigos de las alturas, porque discurre a treinta metros por encima del mar.

Calzada de los Gigantes: ruta por Irlanda

El dique The Giant’s Causeway

Otra atracción en la costa que no puedes perderte en tu ruta por Irlanda del Norte es The Giant’s Causeway o la calzada de los Gigantes. Según la leyenda, esta calzada la construyó un gigante, el irlandés Fionn McCumhaill, para vencer en un duelo a su adversario Benandonner, quien le había insultado.

Para ello, cogió cantos de las peñas y construyó esta calzada hasta Escocia. Al final, estaba tan agotado que tuvo que tomarse un descanso. Se vistió como un bebé y esperó con su mujer a la llegada de Benandonner. Cuando este apareció y vio al gigantesco «bebé», le entró miedo de que el padre pudiera ser incluso mayor que él. Volvió corriendo hacia Escocia y destruyó la calzada tras de sí.

En realidad, el Giant’s Causeway es un paisaje de cinco kilómetros de largo compuesto de más de cuarenta mil pilares de basalto, la mayoría de forma hexagonal. Este tipo de pilares surgen del enfriamiento homogéneo de la lava caliente. La antigüedad del Giant’s Causeway se estima en sesenta millones de años.

Desde 1986, el paisaje es patrimonio de la UNESCO y desde 1987 una reserva natural del Reino Unido. El Giant’s Causeway también pertenece al National Trust. Junto a los pilares de piedra hay, además, un centro de visitantes sobre el origen de los pilares.

La destilería Old-Bushmills

¿Te apetece probar el verdadero sabor de Irlanda del Norte? ¡Nada más oportuno entonces que Bushmills con su destilería de whisky! Ya en el año 1608 un propietario de tierra de la región recibió la licencia para destilar whisky, prueba de ello está aún en sus etiquetas. La verdadera destilería Bushmills fue fundada en 1784 y tiene una historia llena de cambios, pero desde 1885 no ha dejado de funcionar.

En una visita guiada por la destilería puedes pedir que te expliquen todo sobre el agua de la vida y el proceso de producción, participar en una degustación y luego, por ejemplo, comprar uno de los ricos y limitados whiskies en la tienda que solamente se pueden comprar directamente del productor. Créenos, hay un desayuno que no te puedes perder: las gachas de avena con nata, miel y un chorrito de whisky de Bushmill. ¡Está la mar de rico! ¿Puede que esta sea una de tus paradas en tu ruta por Irlanda del Norte?

Enniskillen

Enniskillen

En la ruta por Irlanda del Norte hay otro destino que no te puedes perder: la ciudad Enniskillen. Se encuentra, exactamente, entre los lagos Upper Lough Erne y el Lower Lough Erne, y para lo pequeño que es el sitio, tiene mucho que ofrecer. Por una parte, hay un castillo que está muy inspirado en la arquitectura escocesa: el castillo Enniskillen Castlte.

El primer castillo se construyó en 1428 y tuvo un papel central en la rebelión contra los ingleses. Durante siglos se hicieron ampliaciones. El castillo fue la base de diferentes regimientos militares hasta que, al final, se abrió al público en 1950 como museo nacional.

Museos

Hoy en día se encuentra aquí también el museo Fermanagh County Museum con información sobre la historia del condado, costumbres, tradiciones, la vida en el campo, historia natural y la conocida Belleek Pottery, una manufactura de porcelana. También podemos encontrar el Inniskilling Museum, el museo del regimiento de infantería Royal Inniskilling Fusiliers y el quinto batallón royal Inniskilling Dragoon Guards.

Catedral de Sankt-Macartin

La catedral de Sankt-Macartin es una de las dos catedrales de la diócesis de Clogher y se encuentra en una colina desde la que se puede ver la ciudad de Enniskillen. El primer edificio eclesiástico se erigió en 1627. La catedral existente hoy se construyó en 1842 como una catedral bendecida por Santa Ana. En 1923, cambió de nuevo su nombre para ser dedicada a San Mac Cairthind, un obispo de la alta Edad Media.

Tres lados de la catedral colindan con una galería que posee una sillería que se eleva hacia arriba. El techo está unido por una nave de estilo neogótico en cuyo último arco está situado el coro. A continuación, se encuentran el ábside y unas preciosas vidrieras. La nave norte en 1970 se convirtió en una capilla del regimiento en la que en las vidrieras los escudos de éste fueron eternizados.

Ruta por Irlanda del Norte: Lough Erne

Lough Erne: las Islas Devenish Island y White Island

¡Ahora vamos a meternos al agua! Desde Trory Point, más o menos al norte de Enniskillen, hay un ferry que conecta muy bien las islas Devenish Island con el lago bajo Lough Erne.

En el siglo VI, San Laisrén mac Nad Froích fundó aquí un monasterio, que se convirtió en el más importante de Lough Erne. Entre otros han vivido miembros de la Orden Culdeer, aunque no existen pruebas. Tras ser primero destruido por vikingos y luego reducido a cenizas por conflictos internos irlandeses, se reconstruyó el monasterio Agustino en la Edad Media.

También forma parte de las ruinas la Casa de Santo Molaise, una pequeña iglesia de estilo románico llamado Teampull Mór. Es una iglesia del siglo XIII que se amplió en el siglo XVII. También tenemos la St. Mary’s Priory de los agustinos con iglesia, torre, monasterio y cementerio en la colina.

Además, se mantiene desde el siglo XII una torre circular de veinticinco metros de altura que se puede subir hasta lo más alto.

White Island

También encontrarás figuras de piedra de origen misterioso en la isla White Island, que alcanzarás mejor con un ferry desde Marina, en el castillo Castle Archdale Country Park, en las cercanías de Irvinestown. La isla está despoblada hoy, pero en el siglo XII se encontraba una abadía.

Las ruinas de la iglesia, una cruz y un monumento fúnebre están todavía presentes. Las figuras de piedra, que representan tanto a santos como a eruditos, son unos yacimientos arqueológicos protegidos por el Reino Unido. En nuestra última visita había algunas monedas en las cabezas de las figuras, lo cual sugiere que hay personas que todavía rezan allí.

Marble Arch Caves

¿Y qué te parecería una aventura bajo tierra durante tu ruta por Irlanda? ¡Vamos entonces directos al parque geológico Geopark Marble Arch Caves en las cercanías de Florencecourt! Los huecos hechos por el agua de tres ríos han formado un sistema de cuevas que se encuentra en un área de piedra cálcica. Con 11,5 kilómetros es la más larga de todo Irlanda del Norte.

Una parte del sistema de cuevas está abierta desde 1985 como atracción turística. Primero avanzarás con un bote sobre el río subterráneo Cladagh, antes de disfrutar de la visita a pie. Podrás ver, por ejemplo, el camino de Moisés, o Moses Walk, en el que el río fluye por los dos lados (de ahí su nombre), pero también una estalactita de más de dos metros de largo.

En torno a 94 000 visitantes vienen aquí cada año para descubrir las cuevas. Junto al parque de las cercanías llamado Cuilagh Mountain Park y gracias a la extensión del territorio en la República de Irlanda, el Marble Arch Caves Global Geopark se convirtió en 2008 en el primer parque geológico internacional.

Merece la pena informarse de los sistemas de cuevas que están abiertos actualmente antes de ir porque en la zona se producen muchas inundaciones que hacen intransitables algunas partes de las cuevas.

El castillo Coole

En este castillo encontrarás una casa señorial de estilo neoclásico de finales del siglo XVIII. Es hoy en día propiedad del National Trust y se sitúa en un paisaje de parque con bosques y restos de un jardín barroco. El parque es transitado todavía hoy por vacas y ovejas.

La casa fue construida por dos arquitectos de la era georgiana, quienes no trabajaron juntos: James Wyatt y Richard Johnston, que se encargó del sótano de la planta del sótano. El castillo Coole impresiona con su pórtico jónico y la línea de columnas de estilo dórico a ambos lados. La fachada está hecha de piedra de Portland.

En el interior se encuentran, no obstante, distintos estilos como el estilo de la regencia, el imperial o el neogriego. A quien le interese la arquitectura o la historia del diseño, ¡le encantará este sitio!

Desde 2006 el castillo Coole está abierto al público de nuevo y tiene además una atracción: un dormitorio victoriano que recuerda a los cuatro años de influencia austral en Coole. La única forma de entrar a la finca es con una visita guiada, por lo que debes informarte antes de tu visita en la página web del National Trust donde además podrás hacer la reserva.

Paisaje costero en Irlanda

¿Mejor época para hacer la ruta por Irlanda del Norte?

Para la ruta por Irlanda del Norte el momento ideal es verano, entre junio y septiembre, meses con mayor probabilidad de sol y menos lluvia. Pero ya sabes, ¡de la isla verde se dice que tiene un tiempo de lo más caprichoso! Coge mejor una chaqueta para la lluvia y calzado adecuado, sin olvidarte de la crema solar para los momentos de sol.

Además, deberías tener en cuenta un par de cosas: que la mejor manera de moverse es alquilando un coche, Eso sí, muchas empresas de alquiler de coches solamente los alquilan a partir de una edad mínima, además de cobrar en cuotas de seguros cantidades altísimas a los menores de 23 y 25 años. Quizás deberías juntarte con alguien que cumpla los requisitos en el caso de que tú no lo hagas.

Ruta por Irlanda del Norte

Para terminar

La ruta por Irlanda del Norte es una experiencia llena de contrastes: vida moderna y grandes paisajes de lugares que parecen haber permanecidos intactos durante mucho tiempo: ruinas de monasterios antiquísimas, relajación total en la naturaleza y conflictos políticos todavía hoy latentes.

Si estás bien equipado, tienes un corazón abierto y espíritu de aventura, podrás experimentar grandes cosas durante tu ruta por Irlanda del Norte, ¡estamos seguros de que este lugar no dejará de sorprenderte!

En riqueza cultural, tradición antigua y belleza del paisaje, Irlanda del Norte está a la altura de la República de Irlanda, pero también de los gigantes turísticos de Inglaterra, Escocia y Gales en la isla vecina.

Si te apetece descubrir el resto de la isla, ¡aquí tienes otros de nuestros artículos sobre este paraíso natural!

Contribuciones similares

Senderismo en Portugal: descubre los lugares más bonitos

El mar de Frisia: un paraíso lleno de islas holandesas Las cinco

Leer más >
Senderismo en Portugal: descubre los lugares más bonitos

Costa Jurásica: el litoral del sur de Inglaterra

¿Qué ver en Inglaterra? te lo contamos En este artículo, te contamos

Leer más >
Costa Jurásica: el litoral del sur de Inglaterra

Todo lo que ver en Bari

Qué ver en Bari: descubre más sobre la ciudad italiana con nuestra

Leer más >
Todo lo que ver en Bari

Conoce la isla de Senja

Conoce la isla de Senja Noruega es un país maravilloso que nunca

Leer más >
Conoce la isla de Senja

Passau: enamórate de la ciudad de los tres ríos

Qúe ver en Wurzburgo: entre iglesias, monumentos y viñedos Si eres un

Leer más >
Passau: enamórate de la ciudad de los tres ríos

Corralejo, la ciudad más bonita de las Canarias

En este artículo, te contamos todo lo que necesitas saber sobre Corralejo.

Leer más >
Corralejo, la ciudad más bonita de las Canarias
>