Las principales atracciones turísticas que ver en Varsovia

Varsovia es la ciudad más poblada y la capital de Polonia, pero sin embargo está subestimada. A diferencia de la popular Cracovia, la capital polaca es más bien uno de los secretos mejores guardados entre los que buscan hacer una escapada a cualquier ciudad de Europa. Por eso te mostramos lo mejor que ver en Varsovia.

La ciudad al lado del rio Vístula está en constante cambio. Todas las conexiones políticas importantes de Europa del Este convergen en esta burbujeante metrópolis de casi dos millones de personas. Además de los rascacielos y los centros comerciales, Varsovia también está marcada por la destrucción causada por la guerra. Puedes explorar esta cautivadora combinación en tu viaje. Por eso te presentamos las 10 principales atracciones turísticas de Varsovia.

Varsovia

Lo más importante que ver en Varsovia en un vistazo

Debido a su ubicación en Europa Central, Polonia es un país bastante diverso geográficamente. En el norte, por ejemplo, Polonia limita con el mar del Norte, mientras que el sur se caracteriza por sus montañas. La gran extensión con diferentes paisajes hace que el clima del país también varíe.

En la capital polaca viven alrededor de 1.8 millones de personas. Varsovia es también uno de los centros económicos más importantes de Europa Central y Oriental. Sin embargo, la metrópoli de casi dos millones no se considera necesariamente el destino más popular para una escapada a la ciudad. Muchos viajeros en Polonia se sienten más atraídos por Cracovia. Sin embargo, con una población de 880 000 habitantes, la ciudad de Cracovia es mucho más pequeña.

Clima, cultura y transporte en Varsovia

En Varsovia, el tiempo también juega un papel importante en los viajes por la ciudad. El clima allí es más bien moderado. Los veranos no son demasiado calurosos, por lo que son perfectos para conocer las numerosas atracciones turísticas. Julio es el mes más cálido, con una media de casi 25 grados centígrados, pero también es el más lluvioso. De todos modos, en Varsovia llueve con bastante frecuencia, incluso en febrero que es el mes que menos llueve.

Por supuesto, ¡un poco de lluvia no apaga el ánimo! Los distintos festivales de Polonia lo garantizan. Las numerosas culturas del país tienen sus propias tradiciones y traen consigo diferentes festividades. Esto es exactamente lo que puedes experimentar de primera mano en el Festival Cultural Judío de Varsovia. El festival dura nueve días. Durante este tiempo, se representan obras literarias, teatro y música.

La mejor manera de explorar Varsovia es a pie o en transporte público. Dependiendo de tu destino, el autobús, el tranvía o el metro son las mejores maneras de moverse. De todos modos, llegarás a todas partes de forma fiable. Eso es lo principal, ¿no? ¡Hay mucho que ver en Varsovia!

Los 10 mejores lugares de interés que ver en Varsovia

Muchas personas subestiman la calidad de Varsovia para un viaje a la ciudad, ¡y creemos que se equivocan! Por eso te mostramos nuestros lugares favoritos de la ciudad: las 10 mejores atracciones turísticas.

Varsovia

El casco antiguo

El corazón de Varsovia es el casco antiguo, fundado en el siglo XIII. En la actualidad, es incluso Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO. El trasfondo histórico de la ciudad también es impresionante. Durante la Segunda Guerra Mundial, Varsovia fue destruida casi por completo, y luego reconstruida con cariño y sin descanso, fiel a la original. Mientras tanto, la ciudad ha recuperado todo su esplendor. Solo da una idea de lo que le ha hecho la guerra.

El casco antiguo, con sus coloridas casas patricias, desprende una atmósfera única. Rodeado por las murallas de la ciudad, en el casco antiguo te esperan bonitos callejones y casas de colores.

La plaza del mercado del casco antiguo

El centro del casco antiguo es claramente el hermoso mercado Rynek Starego Miasta. Aquí es donde se desarrolla la vida polaca. Por lo tanto, para nosotros es sin dudas un espectáculo en sí mismo. En la propia plaza del mercado se encuentra la figura heráldica de Varsovia: la sirena. Se supone que esta recuerda la leyenda de la sirena, según la cual se supone que protege la ciudad.

Los gastrónomos, en particular, se benefician de las innumerables cafeterías y restaurantes del mercado Rynek Starego Miasta. Por cierto, en invierno se celebra aquí un gran mercado navideño.

Zamek Królewsk

El castillo real

El imponente castillo real, que se llama Zamek Królewsk en polaco, ha sido también designado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. El castillo fue construido en el siglo XIV. Desgraciadamente, como muchos otros edificios del casco antiguo, fue arrasado durante la guerra. La reconstrucción duró 17 años. Sin embargo, el castillo real actual es una reconstrucción fiel.

Los aficionados a la historia y al arte deberían visitar el castillo por dentro. En una visita al Museo del Castillo Real puedes conocer la vida de los antiguos reyes polacos. Asimismo, se han conservado muchas obras de arte y detalles del castillo originales. Además de la sala del trono, la sala de los caballeros, la sala de mármol, la iglesia del castillo y el salón de baile, se puede visitar la galería de pinturas con obras de Rembrandt.

La Ruta Real

La Ruta Real de Varsovia también tiene el nombre de Tramo Real, y no sin razón. Esta conecta la residencia oficial y las antiguas residencias de los reyes polacos: el castillo real, Łazienki Królewskie y Wilanów. La ruta comienza en la plaza del castillo real y termina en el castillo de Wilanów. La parte más emocionante para los viajeros es que se puede recorrer a pie fácilmente. Es el tramo más septentrional entre el castillo real y el Rondo de Gaulle.

A lo largo de las calles Krakowskie Przedmieście y Nowy Świat se encuentran, entre otras cosas, casas urbanas, embajadas y numerosas iglesias. Entre estas la iglesia de los Carmelitas, la iglesia de San José y la iglesia de la Santa Cruz son las más dignas de ver. No hay que olvidar el Palacio Presidencial, el Palacio Kossakowski y la popular Universidad de Varsovia.

La plaza del castillo

La plaza del castillo es el inicio de la Ruta Real. La plaza no es grande, pero es un lugar de encuentro popular en Varsovia. En medio de la Plaza del Castillo se encuentra la columna de Segismundo, también un punto de referencia de la ciudad.

Este es un lugar muy bueno para comenzar tu viaje por Varsovia. Desde la plaza del castillo se puede acceder fácilmente a otros lugares de interés. En primer lugar, por supuesto, al castillo real, de donde viene el nombre de la plaza obviamente.

parque Łazienki

El parque Łazienki con el Palacio del Agua

Otra atracción turística inigualable que ver en Varsovia es el extenso parque Łazienki que ocupa unas 80 hectáreas, lo que lo convierte en el mayor parque de Varsovia. En el centro del parque se encuentra la residencia de verano del último rey polaco. Fue propietario del parque desde mediados del siglo XVII.

Encuentras zonas embellecidas con jardines que incluyen invernaderos, pabellones, un anfiteatro e incluso un jardín chino diseñado con mucho cariño. Otra razón de la popularidad del parque son los conciertos gratuitos al aire libre. Se celebran todos los domingos a las 12 horas. Así que no te lo pierdas.
La principal atracción del parque Łazienki es el Palacio de Łazienki, que también se lo conoce como el «Palacio del Agua» o «Palacio sobre el Agua».

La razón es obvia: el palacio parece flotar en el agua. De hecho, se encuentra en una isla artificial en el lago. Y puedes acceder a través de dos puentes. En el pomposo palacio encuentras, por ejemplo, un salón de baile, esculturas de reyes polacos y el Salón de Salomón. Además, hay una pinacoteca y está la capilla del palacio.

El Palacio de la Cultura

Ahora pasamos al siguiente edificio increíble: el Palacio de la Cultura. Este es el edificio más alto de Varsovia y puedes verlo desde casi toda la ciudad. Pero no solo eso. Con una impresionante altura de 237 metros, el Palacio de la Cultura es incluso el segundo edificio más alto de toda Europa. En 1952, el palacio fue encargado por Józef Stalin como «regalo del pueblo soviético a los polacos». Durante mucho tiempo, el palacio fue considerado un símbolo impopular por los casi 45 años de opresión de los rusos. Mientras tanto, sin embargo, el imponente Palacio de la Cultura sigue siendo popular entre los lugareños y los viajeros.

Un pequeño detalle a tener en cuenta es el ascensor: te lleva a la terraza de observación del piso 30. A 114 metros de altura, puedes disfrutar de una vista panorámica única de la capital polaca. Por supuesto, la vista es hermosísima durante la puesta de sol. El magnífico interior del Palacio de la Cultura, con mármol y lámparas de araña, recuerda a épocas pasadas y a las residencias reales. Hoy en día, el palacio cuenta con un cine, un teatro, una piscina y museos en su interior.

Varsovia: la capital de Polonia

El Palacio de Wilanów

A las afueras del centro de la ciudad, se encuentra otro palacio real: el Palacio de Wilanów. Fue construido en 1675 por orden del rey Juan III Sobieski. Sin embargo, este edificio también fue destruido durante la guerra, y luego reconstruido en su forma barroca original. Los habitantes de Varsovia también han bautizado al palacio como el «Versalles polaco». Además del interior del palacio, el jardín barroco y el jardín del palacio son los puntos más destacados. También encuentras el singular Museo del Cartel en los terrenos del palacio.

El interior del palacio se caracteriza por los estilos barroco y rococó. Aquí puedes descubrir, entre otras cosas, la biblioteca, una capilla y los aposentos reales privados. Además, encuentras una colección de numerosas esculturas antiguas en el Museo Potocki. No olvides el Lapidarium con esculturas y otras partes de ataúdes romanos, muchos de ellos todavía de la época imperial.

El Museo POLIN de Historia de los Judíos Polacos

La capital polaca es un verdadero tesoro para los aficionados a la cultura. Te recomendamos que visites el Museo POLIN de la Historia de los Judíos Polacos. Su construcción comenzó en 2007 y se inauguró en 2014. Aquí puedes aprender todo sobre el apasionante pasado de los judíos en Polonia. En 5 600 metros cuadrados, abarca la historia desde la Edad Media hasta la actualidad. El museo se encuentra en el Monumento a los Héroes del Gueto de Varsovia y, por lo tanto, en el antiguo barrio judío de Varsovia.

El Museo del Alzamiento de Varsovia también merece la pena una visita. Allí puedes obtener mucha información sobre los eventos de la ciudad. Otros museos populares son el Museo del Teatro y el Museo de Historia en la plaza del mercado del casco antiguo. Los demás museos son tantos que es imposible enumerarlos todos aquí. Así que seguro que hay algo para ti.

Praga

A la orilla derecha del río Vístula se encuentra el tradicional distrito de Praga. Se considera la parte más auténtica de Varsovia y es una excepción en la ciudad. Esto se debe a que no fue destruida durante la Segunda Guerra Mundial. Por lo tanto, puedes maravillarte con la arquitectura original. Al mismo tiempo, puedes dejar atrás el ajetreo de la ciudad: pasear por calles encantadoras y estrechas, entretenerte en cafés y bares pequeños o visitar galerías de arte de moda.

Los edificios más antiguos de Praga se remontan a la década de 1860 y, en su mayoría, siguen estando bien conservados. Una y otra vez vas a pasar por delante de iglesias y así podrás admirar murales originales y visitar patios traseros con capillas escondidas. Sin embargo, por desgracia, muchos edificios históricos tienen que dejar paso a otros nuevos cada año.

Varsovia: la capital de Polonia

Para terminar

Edificios impresionantes, rincones inesperadamente modernos y edificios históricos: ¡Varsovia lo combina todo! Y sí o sí tienes que ir a estos lugares que ver en Varsovia. En el casco antiguo, en particular, puedes sumergirte en la vida y el encanto de la capital polaca.

Lo especial de esto es que casi todos los edificios han sido reconstruidos. Fueron destruidos durante la Segunda Guerra Mundial, con la excepción del distrito de Praga que tampoco deberías perdértelo.

En cualquier lugar de Varsovia encontrarás cafés y puestos de bebidas al aire libre a orillas del río Vístula, así como imponentes edificios de muy diversos estilos arquitectónicos. ¡Creemos que un viaje a Varsovia es imprescindible!

Polonia

¿Te has quedado con ganas de más? Échale un vistazo a nuestras rutas por Polonia.


Contribuciones similares

>