De cabaña en cabaña por Italia: una forma diferente de viajar

El mundo ha cambiado en los últimos años y es ahora cuando nos estamos dando cuenta de que nuestras acciones tienen consecuencias para el planeta. Todo influye: desde qué comemos hasta cómo separamos y reciclamos la basura. Sin embargo, esto no solo se reduce a nuestras decisiones diarias, sino que también afecta a nuestra manera de afrontar nuevas aventuras.
¿Has pensado alguna vez hacer un viaje diferente? Por ejemplo, sin subirte a un avión y alojarte en un hotel. ¿Un viaje que te suponga un reto tanto físico como mental? Si es así, te proponemos una fantástica experiencia: ¡una ruta de cabaña en cabaña por Italia!

Persona en chaqueta caminando en medio de un camino con arboles y una pequeña cabaña en la esquina

Una nueva forma de viajar

Seguramente habrás leído en nuestros artículos sobre todo tipo de transportes: aviones, autobuses, coches, ferris… Pero ¿a que nunca te imaginaste que podrías disfrutar de unas vistas maravillosas caminando? Así es, tu propia fuerza te hará viajar. Este tipo de experiencia es increíble en todos los sentidos: podrás dejar a un lado el turismo que invade los rincones más conocidos durante cualquier temporada.

No te vamos a mentir y, por eso, te advertimos que antes de iniciar esta aventura debes ser un apasionado de la montaña o tener ganas de vivir una experiencia de este tipo. Además, debes estar preparado físicamente, ya que los días aquí requerirán de esfuerzo y una gran capacidad de adaptación. ¡Nada que ver con lo que encuentras en un hotel!

No queremos asustarte. Al contrario, ¡te animamos a que te adentres en esta aventura! Este viaje te enriquecerá como persona y es una oportunidad única para romper con la rutina. ¿Te interesa? Pues sigue leyendo “De cabaña en cabaña por Italia: una forma de viajar muy original”: ¡te lo contamos todo!

Cabaña en medio de un nevado

¿Quieres conocer las ventajas de esta experiencia?

Podríamos estar horas enumerando todas las ventajas que te aportará recorrer Italia de cabaña en cabaña, pero nos intentaremos contener y solo te contaremos los aspectos más importantes.

Si haces una ruta por las montañas y la bella naturaleza que las rodea, conocerás lugares impresionantes. No son los típicos paisajes, sino algo único, alejado del bullicio y el caos de la ciudad. Estas vistas son tan sorprendentes que te sacarán de la zona de confort y de la realidad en la que estás acostumbrado a vivir.

Además, al estar en contacto con la naturaleza, podrás conocer tus propios límites e, incluso, competir con tus compañeros de viaje. Es el momento para hablar de temas más profundos y, por qué no, de escucharse a uno mismo, algo a lo que no solemos dedicar mucho tiempo.

No necesitarás un pódcast que te haga reflexionar, una clase de yoga o un poco de meditación; simplemente puedes admirar el cielo estrellado, solo o acompañado, y disfrutar del momento. ¡Nada mejor que desconectar en la naturaleza!

Esta aventura también te ayudará a dejar a un lado la tecnología y las redes sociales, de las que solemos estar muy pendientes. Y, ¿qué mejor momento? No se necesita ningún smartphone para una ruta como esta: ¿te ves capaz de mantenerlo apagado en tu mochila todo el tiempo? ¿Te lo imaginas? Una semana entera sin responder mensajes, consultar el correo o perder el tiempo en las redes sociales. Tal vez es el momento de darle una segunda oportunidad a tu cámara de fotos. Ya sabes lo que dicen… ¡todo lo que necesitamos está al alcance de la mano!

Diversas cabañas en invierno

¡Que no se te olvide!

Asegúrate de ir bien acompañado a esta aventura porque seréis un equipo. A veces es bueno hacer un viaje de este tipo con amigos que no conocemos tanto y, así, estrechar lazos. Aunque si eres principiante, es mejor viajar con amigos de confianza que te entiendan incluso en los momentos difíciles. Elige a alguien para compartir esta experiencia tan intensa porque la felicidad solo es real cuando se comparte: ¿por qué no hacerlo con las personas adecuadas?

Un aspecto fundamental de este tipo de viajes es el equipamiento. La mochila que lleves contigo debe contener todo lo necesario, así como no pesar demasiado. Recuerda que tendrás que cargar todos los días con cada prenda de ropa y artículo que lleves, hasta en las empinadas subidas y los interminables senderos.

Opta solo por lo esencial: ropa funcional que pese poco y te abrigue cuando el sol se ponga; alimentos secos y tentempiés nutritivos para superar los momentos más duros; equipo para preparar comida o bebida caliente; y todo lo necesario para una buena higiene personal. Ya te lo hemos comentado anteriormente, pero nunca está de más repetirlo… no todo son comodidades.

Cabaña de dos pisos en medio de las montañas

El itinerario

Es muy fácil organizar una ruta de senderismo de cabaña en cabaña por Italia. Actualmente existen varias rutas ya preparadas y es sencillo acceder a sitios web que te ayuden a ello. Nuestra misión es presentarte una de estas rutas. Tu viaje espiritual tendrá lugar en el Valle de Aosta, una fascinante región del noreste de Italia, caracterizado por los impresionantes Alpes y majestuosos glaciares. Sin duda, la mejor época para vivir una experiencia como esta es en verano, especialmente entre junio y septiembre. Así, durante el día puedes caminar bajo el sol y dejar que la brisa acaricie tu rostro y por la noche puedes disfrutar de las bajas temperaturas que te alejan del típico calor urbano.


De cabaña en cabaña: Brusson

La ruta comenzará en Brusson, un pequeño municipio situado a 1338 metros de altura. Puedes llegar tanto en autobús (tomándolo en Verrès, otro municipio situado un poco más abajo) como en coche. Si quieres empezar de la mejor manera, te recomendamos llegar un día antes y pasar la noche por allí. Así, a la mañana siguiente llegarás al punto de partida: Estoul, un barrio de Brusson. A partir de aquí, recorrerás el camino que te conducirá a la primera etapa, donde después de hacer una subida bastante empinada, atravesarás un valle de pastos y prados alpinos para finalmente llegar después de unas dos horas al Rifugio Arp.

El refugio se ubica a 2446 metros, más concretamente en el Valle de Palasinaz, y está rodeado por un fascinante paisaje de altas cumbres y preciosos lagos. ¿Te preguntas cuándo te acostumbrarás al peso de la mochila y al cansancio? Pues el primer día es el mejor momento porque no es una ruta muy larga. Si te quedas con ganas de seguir explorando, te aconsejamos caminar hasta los lagos de Palasinaz.

Cabaña en la falda de una montaña nevada

De cabaña en cabaña: Mascognaz

Comenzamos el segundo día: despiértate y ponte en marcha hacia Mascognaz, un pequeño pueblo de montaña en Ayas. Esta ruta es un poco más larga, pero atravesarás muchos valles y diferentes paisajes… ¡te meterás de lleno en la aventura! Después de llegar a Mascognaz, donde podrás tomarte un descanso, continuarás hacia Crest, donde te espera el refugio para pasar la segunda noche, el Rifugio Alpino Vieux Crest.

Esta construcción de madera se encuentra a 1932 metros sobre el nivel del mar y está próxima al pueblo, aunque conserva su aspecto íntimo y pintoresco. Además, si no tienes ninguna cena preparada, podrás comer por los alrededores y probar los platos típicos, que están deliciosos.


De cabaña en cabaña: Champoluc, el Alpe di Tournalin y mucho más

Al tercer día volveremos a la civilización. Por la mañana podrás bajar a Champoluc, ¡un pueblo de solo 500 habitantes!, donde podrás tomar provisiones o pasear por sus calles respirando aire puro. En cuanto te recuperes… ¡hay que ponerse en marcha! El día es muy largo. Desde aquí, nos dirigiremos al Alpe di Tournalin, donde te espera el Rifugio Alpino Grand Tournalin. Este refugio está a 2535 metros de altura y dispone de unas habitaciones de madera muy acogedoras. Aquí también podrás degustar platos típicos de la zona del Valle de Aosta.

Cabaña en medio de las  montañas con formación alta de rocas de fondo

De cabaña en cabaña: el Bivacco Città di Mariano, en el valle de las Cime Bianche

Todo esfuerzo tendrá su recompensa, ¡te lo prometemos! Después de pasar la noche en este impresionante paraje, es hora de mudarse a un vivac. Sí, has oído bien, no se trata de una cabaña cálida, sino más bien de un pequeño refugio en un terreno pedregoso, por lo que… ¡prepárate!

Tu siguiente alojamiento será el Bivacco Città di Mariano, una graciosa casita de metal amarilla que encontrarás cruzando el valle de las Cime Bianche, una antigua ruta comercial entre Italia y Suiza. Recuerda: ¡solo dispone de nueve camas! Por lo que deberás darte prisa. A la mañana siguiente emprenderás tu última etapa: cruzarás varias cordilleras y llegarás a Valtournenche, exactamente al pueblo de Breuil-Cervinia. Aquí daremos por finalizada la ruta, ¡a los pies del monte Cervino!

Para los más valientes e incansables, recomendamos continuar un par de días más visitando los alrededores de Valtournenche. Podréis hospedaros en el Rifugio Perucca-Vuillermoz y, más tarde, en el Rifugio Barmasse. ¡Será genial alargar un poco más la experiencia!

Cabaña en medio de un lago al atardecer

Para terminar

Quizás te asusta un poco la aventura después de leer este artículo, pero confía en nosotros, ¡no hay nada mejor para conocerse a uno mismo! Y no solo a uno mismo, sino también a tus compañeros de viaje.

Además, no olvides que estás contribuyendo con el planeta. Durante este viaje te enamorarás aún más de la naturaleza y, por supuesto, comprenderás por qué es tan importante cuidarla. Tal vez te guste tanto esta forma de viajar que te apetezca repetir.

Seguro que caerás rendido a los pies de los preciosos paisajes y de la magia de la naturaleza como lo hicimos nosotros. El Valle de Aosta tiene unas vistas increíbles y con este viaje solo descubrirás una pequeña parte. ¿A qué esperas? Prepara tu mochila y… ¡vámonos a recorrer Italia de cabaña en cabaña!

Italia

¿Te has quedado con ganas de más? Échale un vistazo a nuestras rutas por Italia.

Contribuciones similares

La mejor época para viajar a Letonia: guía climática

En este artículo te mostramos las razones por las que vale la

Leer más >
La mejor época para viajar a Letonia: guía climática

¿Cuál es la mejor época para viajar a Irlanda?

La mejor época para viajar a Irlanda: ¿por qué ir como mochilero a

Leer más >
¿Cuál es la mejor época para viajar a Irlanda?

Hoteles en los árboles: los alojamientos más bonitos de Alemania

Los mejores autocines alemanes: todo lo que necesitas saber ¿Qué puede ser

Leer más >
Hoteles en los árboles: los alojamientos más bonitos de Alemania

Wurzburgo: todo lo que debes saber

Qúe ver en Wurzburgo: entre iglesias, monumentos y viñedosSi eres un visitante

Leer más >
Wurzburgo: todo lo que debes saber

Turismo negro en Alemania: Descubre la historia alemana

Turismo negro en Alemania Cuando la gente piensa en irse de vacaciones

Leer más >
Turismo negro en Alemania: Descubre la historia alemana

Qué ver en Escocia

Qué ver en Escocia: desde Edimburgo hacia Inverness Todos hemos escuchado hablar sobre el precioso

Leer más >
Qué ver en Escocia
>