abril 30

0  comments

Acampar en Francia

Francia es un verdadero paraíso para los campistas. En este país, el camping ha sido durante mucho tiempo una alternativa popular y especialmente barata a muchos otros tipos de alojamiento vacacional. Por un lado, puedes encontrar campings baratos en los que puedes conseguir una parcela con el equipamiento imprescindible por menos de diez euros al día. Por el otro, también los hay de mayor categoría con todas las comodidades.

Sin embargo, aunque acampar sea muy popular, no significa que esté permitido en todo el territorio francés. Como en cualquier otro país, hay que respetar una serie de normas establecidas.

Para asegurarnos de que no infringes ninguna ley, nos gustaría darte algunos consejos sobre lo que debes tener en cuenta. Al fin y al cabo, ¿para qué pagar una multa si se puede evitar?

Francia - Acampar

¿Está permitido acampar en Francia?

  • Hauptsaison: Juni bis August
  • Nebensaison: September bis Mai
  • Skiparadies: Dezember bis März
  • Wandern: Mai/ Juni und September
  • Surfen: Das ganze Jahr (insb. Juli bis Septemnber)
  • Strandbesuch: Juni bis Anfang September

Seguro que ahora mismo te estás preguntando si te estamos mareando. Primero te decimos que acampar está permitido, y luego resulta que no está tan claro. A ver, aunque a primera vista esto suene un poco contradictorio, es un punto importante al que debemos prestar atención.

Al acampar, hay que distinguir entre diferentes tipos de alojamiento. En resumen, mientras que en la acampada libre se pasa la noche lejos de los campamentos designados, en la acampada clásica se acampa en ellos.

Este es exactamente el quid de la cuestión, porque la acampada libre está básicamente prohibida en Francia. No es necesario que utilices el derecho de acceso público a la naturaleza, ya que la mayoría de las zonas son de propiedad privada, y suponemos que no te gustaría que gente que no conoces montara de repente sus tiendas en tu jardín.

Sin embargo, hay algunas maneras de seguir acampando de forma libre. No como en Suiza, por ejemplo, pero sí de forma similar. Lo solemos llamar "luz de acampada libre". En el siguiente punto, te contamos cómo puedes acampar en Francia.

Francia - Acampar

Excepciones para la acampada libre

En Francia, la acampada sólo se permite oficialmente si el propietario de una finca privada está de acuerdo. Normalmente la gente suele ser bastante amable y abierta con los viajeros, así que no tienes por qué preocuparte demasiado sobre eso; encontrarás un lugar para acampar sin problemas.

No obstante, existen lugares en los que no está permitido acampar de forma libre, principalmente determinadas zonas protegidas como los parques nacionales y los parques naturales regionales. Por lo general, si te comportas de forma responsable, no tendrás mayores problemas. Las leyes y reglamentos no están ahí para estropear tu experiencia de acampada, sino para proteger el entorno natural, preservar el patrimonio cultural y defender los intereses de los residentes locales.

En general, los controles son menos estrictos fuera de las zonas turísticas y, sobre todo, fuera de la temporada alta de viajes. Así que, si estás cerca de París, es más probable que te controlen y que los agentes apliquen las sanciones de forma sistemática. Sin embargo, si te alejas de esta zona, la policía francesa a veces lo pasa por alto.

Mientras seas discretx y responsable con no dejar basura tirada, los funcionarios franceses harán a veces la vista gorda.

Tampoco está permitido acampar en las inmediaciones de las atracciones turísticas. De lo contrario, esto puede salirte bastante caro, porque una multa de 1.500 euros no es precisamente agradable.

Francia - Acampar

En algunos lugares también hay parcelas designadas para caravanas que reconocerás por un cartel que dice «Camping réglementé, s'adresser á la mairie». Esto significa «Camping regulado, por favor, póngase en contacto con el ayuntamiento». De este modo, debes contactar con el ayuntamiento o el alcalde para solicitar una parcela.

También puedes preguntar en iglesias locales. Muchas de ellas también tienen parcelas privadas en las ciudades y pueblos y, a menudo, están encantados de ofrecerte un lugar gratuito para pasar la noche.

Además, la oficina de turismo francesa ha introducido una normativa según la cual se puede aparcar en cualquier lugar en el que se permita generalmente el estacionamiento y teniendo en cuenta que la visión general del tráfico no se vea afectada. Es el caso, por ejemplo, de las áreas de descanso de las autopistas francesas.

Si cumples este requisito, podrás permanecer allí con la caravana hasta siete días. No obstante, no se permite mostrar el comportamiento típico de los campamentos, es decir, no está permitido montar tiendas, sillas, mesas y sombrillas, así como tampoco extender el toldo de la caravana.

Francia - Acampar

Normas para acampar en la naturaleza

Cuando se trata de pasar la noche, también conocido como vivac en la jerga, las reglas no son tan estrictas. Vivac es el nombre que recibe el campamento improvisado que se establece para pernoctar. Aunque, en principio, la acampada nocturna no está prohibida, las ciudades y los municipios pueden restringir el permiso a una zona determinada.

En los parques nacionales y por encima de la línea de árboles, el vivac suele estar permitido. Sin embargo, en un parque nacional sólo se puede acampar hasta una determinada distancia de la salida. Como regla general, recuerda que a pie debes poder llegar en un máximo de 60 minutos.

En las entradas de los parques también se puede leer sobre las zonas en las que no está permitido acampar para pasar la noche. En todas las demás, se puede acampar sin ningún problema entre las 19:00 y las 9:00 de la mañana siguiente.

Acampar en sitios designados

En caso de duda, es mejor acampar en un lugar especialmente designado para ello. De esta manera, siempre te aseguras de que estás en un lugar donde acampar está oficialmente permitido.

En Francia, los campings regulados también se clasifican por un sistema de estrellas, como el de los hoteles, y el número de estrellas depende principalmente de las instalaciones que ofrece. Un camping con cuatro estrellas cuesta evidentemente bastante más que uno con una sola estrella.

Independientemente del número de estrellas, todos los campings tienen el requisito mínimo de ofrecer al menos una ducha, un aseo y una zona de lavado.

Los campings con una estrella suelen ofrecer solo cabinas de ducha individuales con agua fría y parcelas de al menos 90 metros cuadrados. Los precios son a partir de unos 8 euros por una noche.

Si estás en un camping de dos estrellas, también puedes tendrás enchufes para aparatos eléctricos, fregadero propio y agua caliente garantizada.

Francia - Acampar

La cosa mejora aún más con los campings que tienen tres estrellas. Encontrarás asistentes presentes las 24 horas del día, los suelos de las zonas de ducha también son de baldosas, y también hay flores y otras plantaciones entre las parcelas.

Además, los campings de tres estrellas también disponen de tiendas en las que se pueden comprar alimentos y bebidas no alcohólicas. Si no hablas francés, también deberías elegir al menos esta categoría y así te aseguras de que el personal entienda inglés.

En un camping de cuatro estrellas, las cosas se vuelven realmente lujosas. Además de las ventajas que ya ofrece un camping de tres estrellas, también tendrás una cabina de lavado privada con agua caliente, fregaderos separados para lavar los platos y la ropa y, por supuesto, parcelas mucho más grandes.

Los precios de un camping de cuatro estrellas dependen principalmente de la fecha y la duración de la estancia. Por regla general, se pagan 20 euros por día en temporada baja y entre 40 y 50 euros en temporada alta.

Además de los campings oficiales, también existe el llamado «camping en la granja», al que se hace referencia con la etiqueta «Camping à la ferme». Se trata de una categoría para los agricultores que ofrecen una pequeña zona de su granja para que los viajeros acampen en ella.

Francia - Acampar

Para terminar

Aunque acampar en Francia es una experiencia muy agradable, está estrictamente regulada. Por lo tanto, debes familiarizarte con las leyes del país antes de viajar con la caravana. De todos modos, deberías ser consciente de esto porque, como turista, tienes que seguir las reglas allá donde vayas.

La acampada libre, por ejemplo, está totalmente prohibida. Sin embargo, siempre y cuando uno se comporte respetuosamente, fuera de las zonas turísticas hacen la vista gorda. Además, siempre que cuentes con el permiso del propietario, también puedes acampar en una propiedad privada.


Aún así, si prefieres ir a lo seguro, te recomendamos que acampes en un lugar designado para ello. Dependiendo del nivel de confort, te costará más o menos.

Con la preparación adecuada, podrás disfrutar de tu aventura de acampada en Francia, ya que no hay nada mejor que ver los impresionantes paisajes de Francia con tus propios ojos.

Francia

¿Te has quedado con ganas de más? ¡Échale un vistazo a nuestra ruta por Francia!

Contribuciones similares

>